skip navigation

Skip Nav

Materiales educativos

Materiales educativo

Hojas informativas

Tratamiento del VIH

Cuándo empezar el tratamiento antirretroviral

(Actualizado 5/28/2015; Última revisión 5/28/2015)

Imprimir

Puntos importantes

  • El tratamiento antirretroviral (TAR) consiste en el uso de medicamentos contra el VIH para tratar dicha infección. A todas las personas con el VIH se les recomienda el TAR. Sin embargo, cuándo empezar el TAR depende de las necesidades y circunstancias propias de una persona.
  • El recuento de una clase de glóbulos blancos (linfocitos CD4) es un factor importante en la decisión de empezar el TAR. Un recuento de linfocitos CD4 bajo o declinante indica que el VIH está avanzando y perjudicando el sistema inmunitario. Una disminución rápida de los linfocitos CD4 incrementa la necesidad de empezar el TAR.
  • El Departamento de Salud y Servicios Humanos de los Estados Unidos (DHHS)  provee guías clínicas sobre el uso de medicamentos contra el VIH para tratar la infección por ese virus. Las guías clínicas del HHS recomiendan el TAR a todas las personas con el VIH, pero la recomendación es más fuerte para aquellas con un recuento de linfocitos CD4 por debajo de 350/mm3.
  • Independientemente del recuento de linfocitos CD4 la TAR se debe comenzar si una persona tiene una carga viral alta o cualquiera de las siguientes condiciones: embarazo, SIDA, y ciertas enfermedades y coinfecciones relacionadas con el VIH. 
  • El TAR es un tratamiento de por vida que ayuda a las personas con el VIH a vivir una vida más larga y sana. Sin embargo, la eficacia del TAR depende del cumplimiento con el tratamiento —tomar todos los medicamentos contra el VIH todos los días exactamente como el médico los recetó. Antes de empezar el TAR, es importante hablar sobre los asuntos que podrían dificultar el cumplimiento del tratamiento.

¿Cuándo es hora de empezar un tratamiento con medicamentos contra el VIH?

El tratamiento con los medicamentos contra el VIH (conocido como tratamiento antirretroviral o TAR) se recomienda para todas las personas con el VIH. El TAR ayuda a las personas con el VIH a vivir una vida más larga y sana y a reducir el riesgo de transmisión del VIH. Sin embargo, cuándo empezar el TAR depende de las necesidades y circunstancias propias de la persona.

¿Qué factores influyen en la decisión de empezar el TAR?

Cuándo empezar el TAR depende de los siguientes factores:

  • El recuento de una clase de glóbulos blancos y los resultados de otras pruebas.
  • Si la persona tiene otras afecciones o condiciones, incluido embarazo, una enfermedad relacionada con el VIH, o SIDA (el SIDA es la etapa más avanzada de la infección por el VIH).
  • La capacidad y disposición de la persona de comprometerse a un tratamiento de por vida con medicamentos contra el VIH. 

Por qué es el recuento de una clase de glóbulos blancos (linfocitos CD4) un factor importante en la decisión de empezar el TAR?

Un recuento de CD4 mide la cantidad de linfocitos CD4 en una muestra de sangre. Los linfocitos CD4 son células del sistema inmunitario que combaten la infección. El VIH ataca y destruye los linfocitos CD4, lo cual le dificulta al organismo combatir las infecciones. Un recuento de glóbulos blancos bajo o declinante indica que el VIH está avanzando y perjudicando el sistema inmunitario.

El Departamento de Salud y Servicios Humanos (HHS) de los Estados Unidos provee guías clínicas sobre el uso de medicamentos contra el VIH para tratar la infección por ese virus. (Solo están disponibles en inglés.) Las guías clínicas del HHS recomiendan el TAR a todas las personas con el VIH, pero la recomendación es más fuerte para aquellas con un recuento de linfocitos CD4 por debajo de 350/mm3. (El recuento de linfocitos CD4 de una persona sana fluctúa entre 500 y 1,200/ mm3.) La necesidad de comenzar el TAR es mayor cuando el recuento de linfocitos CD4 de una persona es menor de 200 células/mm3 o está cayendo (disminuyendo) rápidamente. 

Una vez que la persona empiece a tomar los medicamentos contra el VIH, un mayor recuento de linfocitos CD4 es una señal de que el sistema inmunitario se está recuperando.

¿Qué otros factores incrementan la urgencia de empezar el TAR?

Entre los otros factores que aumentan la urgencia de empezar el TAR se incluyen una concentración alta de la carga viral y condiciones como embarazo, SIDA y ciertas enfermedades relacionadas con el VIH y coinfecciones. 

  •  Alta concentración de la carga viral
    Una prueba de la carga viral del VIH mide la concentración del VIH en la sangre. La necesidad del TAR aumenta cuando la concentración de la carga viral de la persona está por encima de 100,000 copias/ml.

  • Embarazo
    Las mujeres embarazadas seropositivas deben tomar medicamentos contra el VIH para prevenir la transmisión maternoinfantil del virus y proteger su propia salud. Las mujeres que ya están tomando medicamentos contra el VIH cuando quedan embarazadas deberían continuar tomándolos durante el embarazo. 

    Algunas mujeres seropositivas tal vez no estén tomando medicamentos contra el VIH al quedar embarazadas. En estos casos, las mujeres que tienen una concentración de la carga viral alta o síntomas de la infección por el VIH deben empezar a tomar medicamentos contra el VIH tan pronto como sea posible durante el embarazo. Las mujeres sin síntomas de la infección por el VIH y una concentración alta de la carga viral pueden tal vez esperar hasta el primer trimestre de embarazo (12 semanas de gestación) para empezar a tomar los medicamentos contra el VIH.

  • SIDA
    Las personas cuyo VIH se ha convertido en SIDA necesitan medicamentos contra el VIH. Un diagnóstico de SIDA se basa en lo siguiente:
    • Un recuento de linfocitos CD4 por debajo de 200/mm³.
    • La presencia de una afección característica del SIDA. Las afecciones características del SIDA son infecciones y cáncer que son potencialmente mortales cuando se presentan en personas con el VIH. Ciertos tipos de cáncer cervicouterinos y tuberculosis son ejemplos de afecciones características del SIDA.

  • Afecciones relacionadas con el VIH e infecciones simultáneas
    Algunas afecciones que se presentan en las personas con el VIH incrementan la urgencia del TAR. Estas afecciones incluyen enfermedad de los riñones relacionada con el VIH y ciertas infecciones oportunistas. Estas son infecciones que se presentan con más frecuencia o son más graves en las personas con inmunodeficiencia, como la causada por el VIH.

    Se habla de coinfección cuando una persona tiene dos o más infecciones al mismo tiempo. La necesidad de TAR aumenta en las personas que están infectadas por el VIH y ciertas otras infecciones determinadas como hepatitis B o hepatitis C.

¿Cómo afecta la decisión de empezar el tratamiento la disposición de la persona a tomar medicamentos contra el VIH todos los días?

El TAR es un tratamiento de por vida que ayuda a las personas con el VIH a vivir una vida más larga y sana. Sin embargo, la eficacia del TAR depende del cumplimiento con el tratamiento—tomar los medicamentos contra el VIH todos los días exactamente como el médico los recetó. 

Antes de empezar el TAR, es importante hablar sobre los asuntos que podrían dificultar el cumplimiento del tratamiento, como una falta de seguro de salud para cubrir el costo de los medicamentos contra el VIH o cualquier asunto que pudiera dificultar la toma de medicamentos en horario. Los proveedores de atención de salud pueden recomendar recursos para ayudar a las personas a resolver cualquier asunto antes de comenzar los medicamentos contra el VIH.

¿Dónde puedo encontrar más información acerca de los factores que afectan la decisión de empezar el TAR?

La hoja informativa precedente se basa en la correspondiente en inglés.

Volver arriba